Libros de saldo: Duncan M. Cody

¿Te suena un tal Antonio Vera Ramírez? ¿No?

¿Y Lou Carrigan? Igual este sí, pues fue nada más y nada menos que autor de cientos de novelas publicadas por Bruguera, Rollán (igual que esta otra de un tal Eirik Jarber que tienes aquí) y otras editoriales, habitualmente con la leyenda impresa de “traducida del inglés”.

Bien, Antonio Vera Ramírez y Lou Carrigan eran, evidentemente, la misma persona, el escritor obligado a jornadas maratonianas de trabajo con las que abastecer a las editoriales, semana sí y semana también, de aquellas novelas de a duro de la época.

Antonio Vera abandonó pronto su trabajo en una sucursal bancaria para dedicarse en cuerpo y máquina de escribir a inventar historias. Y tenía un hermano, Francisco (Vera Ramírez, of course), que también le dio lo suyo a la tecla. Menos que Antonio pero no peor.

Como Antonio, Francisco también adoptó uno de esos seudónimos ingleses que tanto gustaban para firmar sus novelas. Dos seudónimos en realidad: Duncan M. Cody y Mortimer Cody.

Con el primero de ellos escribió, entre otras, la novela que te dejo aquí, una de tantas encontradas en rastrillos callejeros y compradas más por curiosidad y coleccionismo que por necesidad de leerla.

duncan mcody la musa voluble subida
La musa voluble. Duncan M. Cody. Editorial Rollán 1964

 

Sigue las actualizaciones del blog en Twitter y Google+

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s