Diez negritos con los que disfrutar este verano

portada-10-negritosLedesma Álvarez, Ravelo, Cerdán, Zanón, Del Árbol, Hernández, Sainz de la Maza, Navarro, González Harbour y Hill.

Diez negritos, diez ya no promesas sino auténticas realidades del género negro en España.

Siete de ellos que ya han pasado por mis manos -sus tramas, quiero decir- en formato largo y en más de una ocasión. Y si repito lectura de un mismo autor es que me ha dejado muy buen sabor de boca en el primer contacto.

Seis de ellos, amigos o conocidos personalmente, de esos con los que he tenido la suerte de compartir mesa y mantel, copas, charlas y risas, muchas risas, que en el mundo negrocriminal se ríe, y mucho.

Uno de los diez, el multipremiado, Ravelo, compañero de fatigas en ese lujo de revista que tengo el placer de dirigir.

Cada uno de ellos responsable de un estupendo relato -no es por quedar bien, pero me resulta difícil elegir uno o dos de ellos como mis favoritos, el nivel es muy muy alto de principio a fin- en esta antología seleccionada por dos veteranos en estas tareas como son Àlex Martín Escrivá y Javier Sánchez Zapatero -a la sazón responsables de ese imperdible congreso de novela y cine negro que cada año se organiza en Salamanca- y editada por Alrevés, ahí es nada.

Diez relatos para todos los gustos en los que, entre otras cosas, pasaremos por una localidad veraniega del Garraf gentileza del narcoléptico Ledesma, visitaremos Canarias en silla de ruedas, conoceremos cómo se las gastan los desdentados del Módulo 7 de Cerdán, odiaremos a las arañas y a quienes las crían o llegaremos a la conclusión -al menos yo lo he hecho- de que jamás en la vida aceptaremos ser miembros de un jurado literario, al menos si uno de los aspirantes al premio es Toni Hill.

Y ya sin más, os dejo con esa canción en cuya versión inglesa los niggers pasaron a ser indians y, finalmente, más políticamente correctos soldiers. En España, negritos, como lo eran originalmente.

Diez negritos se fueron a cenar;
uno se asfixió y quedaron nueve.

Nueve negritos estuvieron despiertos hasta muy tarde;
uno se quedó dormido y entonces quedaron ocho.

Ocho negritos viajaron por Devon;
uno dijo que se quedaría allí y quedaron siete.

Siete negritos cortaron leña;
uno se cortó en dos y quedaron seis.

Seis negritos jugaron con una colmena;
una abeja picó a uno de ellos y quedaron cinco.

Cinco negritos estudiaron Derecho;
uno se hizo magistrado y quedaron cuatro.

Cuatro negritos fueron al mar;
un arenque rojo se tragó a uno y quedaron tres.

Tres negritos pasearon por el zoo;
un gran oso atacó a uno y quedaron dos.

Dos negritos se sentaron al sol;
uno de ellos se tostó y sólo quedó uno.

Un negrito quedó sólo;
se ahorcó y no quedó… ¡ninguno!

Diez negritos. Nuevas voces del género negro español

Varios Autores

Alrevés

Sigue el blog (y mucho más) en Twitter, Google+ y Facebook

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s